Gospel Tract and Bible Society

Bienvenido a Gospel Tract and Bible Society. El objetivo del Gospel Tract and Bible Society, Inc. es compartir con el mundo las buenas noticias de la Salvación por gracia, por medio de la fe en Jesucristo, ayudando así a cumplir la comisión de Cristo. "Y es necesario que el evangelio sea predicado antes a todas las naciones".


LA VIDA ABUNDANTE

Un mundo inconstante

Este mundo es un lugar inquieto. Vemos a la gente apresurada, buscando un sentido para sus vidas con mucha actividad. Muchos se dedican a buscar las riquezas. Otros quieren todos los placeres de la vida sensual. Todavía hay otros que quieren una vida de ocio, y arreglan su vida para trabajar menos y jugar más. Sin embargo, sus espíritus se quedan intranquilos. Con el tiempo, los aparatos, los placeres y las posesiones pierden su atracción. Cada nueva diversión captura la atención por un tiempo, pero pronto pierde su atracción; hay algo que falta.

Las decepciones son una parte de nuestras vidas. Los defectos físicos limitan nuestras actividades. La familia necesita cuidado constante. Nos sentimos atrampados en nuestro trabajo o vocación, porque carecemos de la pericia' de otro trabajo. Gastamos dinero y nos endeudamos esperando que la compra siguiente haga la vida más tolerable. Nuestro matrimonio no ha llegado a ser lo que esperábamos. Buscamos la satisfacción y el propósito de la vida en vano.

¿Es eso todo que hay en la vida? ¿Debe de haber algo significativo que nos dé satisfacción, que no? ¿Algo más permanente? Seguramente hay una solución.

¿QUÉ DE LAS DROGAS Y OTROS PECADOS SOCIALES?

El Alcoholismo Las Drogas La Miseria La Concupiscencia La Prisión La Ruina La Muerte

Vamos a considerar los hechos. Los monstruos atroces del alcohol, drogas e inmoralidad están amenazando y destruyendo lo que Dios ha hecho noble y bueno. Como los tentáculos del pulpo grande, agarran y atraen ambos jóvenes y ancianos en su abrazo mortal.

¿HÁS OÍDO? ¡ES PARA TI!

Todos Han Pecado

Muchas personas hoy en día son semejantes al hombre que dijo: “No soy suficientemente bueno para ir al cielo, ni tan malo para ir al infierno.” Se creen más o menos buenos y que de alguna manera Dios les dará un hogar en el cielo.

¿Qué dice la Biblia acerca del hombre? Dice así: “Engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso” (Jeremías 17:9). “Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios” (Romanos 3:23). “No hay justo, ni aun uno” (Romanos 3:10). Todos han pecado; yo he pecado, tú has pecado. Somos como el hombre que se encontraba perdido en un bosque. Al fin se encontraba tan confundido que se sentó y esperó que alguien le viniera a encontrar. ¿Te encuentras tú perdido? ¿Sabes a dónde ir?

¿DEBEMOS JUZGAR?

Juzgar: ¿Qué significa? ¿Es apropiado juzgar? ¿Nunca has reflexionado sobre estas preguntas? "No juzguéis, para que no seáis juzgados" (Mateo 7:1). Este versículo ha llevado a muchos cristianos a la conclusión que no tienen ni derecho ni responsabilidad para juzgar lo que ven y escuchan. Sin embargo, esta conclusión les deja confundidos para saber cómo lidiar con la vida en que se encuentran.

Un estudio de la Palabra de Dios mostrará que sus hijos tienen la responsabilidad de juzgar.

EL CUARTO

Introducción

En la Santa Biblia leemos, “Y vi a los muertos, grandes y pequeños, de pie ante Dios: y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras” (Apocalipsis 20:12). Esto es evidencia que Dios mantiene un registro.

El joven Joshua Harris de Maryland, EUA, estaba pasando un tiempo en Puerto Rico. Una noche él tuvo un sueño. Él sintió que Dios le dio este sueño de reprensión a causa de su infidelidad. Éste le recordó de la sangre de Jesús, y su poder que transforma vidas. Quisiéramos compartir este sueño contigo.

EL SEÑOR VENDRÁ PRONTO

El Señor vendrá como ladrón en la noche: inesperado (2 Pedro 3:10). ¿Y por qué creemos que será pronto? Mira a tú derredor. ¿Qué es lo que ves?

La Biblia nos dice lo que va a suceder en los días postreros. Estos mismos acontecimientos se están cumpliendo. “Porque como en los días antes del diluvio estaban comiendo y bebiendo, casándose y dando en casamiento, hasta el día en que Noé entró en el arca, y no entendieron hasta que vino el diluvio y se los llevó a todos, así será también la venida del Hijo del Hombre” (Mateo 24:38-39). Dios destruyó el primer mundo con el diluvio porque el hombre se hizo egoísta y las imaginaciones de su corazón eran malas continuamente. La tierra se llenó con violencia. Fueron “amadores de los deleites más que de Dios” (2 Timoteo 3:4). Hoy día las personas aman a los placeres como nunca antes, y ponen todo su esfuerzo para obtenerlos.